Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 24 noviembre 2007

2* Renaciendo

…Pues la verdad que no se bien el modo en que voy a comenzar este espacio. De momento ando perdida aprendiendo como funciona todo este lío. Ya me costo aprender el mecanismo  de Ya.com… veremos con este nuevo formato como me defiendo, me siento como Tarzán descubriendo la selva virgen y perdido entre las lianas, (estoy tentada de volver a Ya.com)

Este espacio significa para mi un principio nuevo, una persperciva diferente de lo que ha sido mi vida hasta ahora. Un comienzo distinto, una nueva soledad,  en la que quisiera enmendar los errores del pasado. 

Después de que me enviaran al congelador… estando camino casi de la Antártida; rasgadas las vestiduras y hundida en un mar de lágrimas incontroladas durante semanas, por la decepción de una ruptura sentimental de más de cuatro años, destruida de un solo manotazo, o mejor dicho de un simple clic para no admitirla, desperté un día asumiendo la realidad: todo cambia, nada es lo mismo, el río fluye en su curso,  tan sólo la soledad de uno mismo…permanece.

Y en esa total soledad una reflexiona…  medita y ve las cosas en perspectiva, y valora lo que ha habido y lo que hay…piensa en la incógnita que el caprichoso futuro nos presentara,  y recuerda lo que se ha dicho tantas veces a sí misma: no hay hombre que se merezca una sola lágrima suya.

Y decide plantar cara a la vida y actuar según los principios que le dicta su conciencia, prescindiendo de lo que los demás quieran hacerle creer. Es el momento de emprender de nuevo el camino y descubrir una nueva trayectoria.

Así que me levante y me decidí que ya era hora de dejar de lloriquear por los rincones como una colegiala,  era el momento de quererme más a mi misma y aceptar de una vez por todas mis limitaciones, mis fracasos y asumir ese giro que estaba dando de nuevo mi vida.

Lo más inmediato que se me ocurrió fue desperezarme e irme a visitar a mis amigas las magas del estilismo. En el local reina un ambiente tranquilo y agradable con esa dulzura sabrosona que las caribeñas derraman… ya tu sabes. Siempre tiene como algo mágico para mí y muchas veces les pido que hagan conmigo un milagro, aunque ellas se ríen y dicen que de eso no saben, yo suelo salir renovada de su contacto.

Me pongo en sus manos y a la par que masajea el cuero cabelludo mis ideas escatológicas se van adormeciendo, solo respiro y siento el placer de sus dedos en mi cabeza, mientras  invoco para mis adentros  que se lleve todas las malas energías que me invaden.

Me enjabona de nuevo y cuando estoy a punto de entrar en éxtasis,  entra otra clienta alborotando, anunciando alegre su embarazo. Reina la alegría, especialmente porque mi peluquera está también en estado de buena esperanza; yo sigo relajada, le doy vueltas a eso, en que la vida fluye y unas cosas mueren, (como mi estado anímico)  y otras son portadoras de nuevas vidas que nacerán, como estas jóvenes madres.

Ocurrió otro hecho significativo mientras me secaba el pelo, la panza preñada tocaba mi hombro y me pareció sentir un ligero movimiento, que fue acelerándose poco a poco, yo no me atrevía a decir nada, hasta que me pregunto si no sentía al niño como bailaba en su seno.

_Sí, le respondí, pero córtame el pelo que yo también quiero nacer de nuevo.

Mientras se desprendían los mechones que con destreza cortaban las tijeras,  seguí pensando que realmente la vida me está tocando ya de una vez por todas. Debo renacer de mis cenizas, ya sobreviví en una ocasión… podré superarlo de nuevo.  Ya es hora de que me decida a vivir fuera de mi celda me sacuda el polvo de los recuerdos y me deje querer con lo que la vida me ofrezca.

Salí de allí renovada y fortalecida en el ánimo. Si no era un milagro, casi lo parecía. Para celebrarlo, me fui de fiesta, mientras recordaba que se puede tropezar dos veces en la misma piedra del camino, pero a la tercera, te la ves venir… y la rodeas.

Read Full Post »